Mitocondrias y cloroplastos

La presencia de mitocondrias y cloroplastos dentro de la célula, le ha permitido la producción de energía química que puede ser aprovechada para la ejecución de ciertos procesos metabólicos dentro de los organismos. Estos orgánulos que forman parte de la composición de distintas células, ejecutan distintas funciones acordes a cada organismo al que pertenecen.

Partes de un cloroplasto

El cloroplasto es un orgánulo que solo se puede encontrar en células de origen vegetal, ya que se encuentra relacionado estrechamente con el proceso de la fotosíntesis. A través de estas estructuras, es posible que la planta absorba la luz del sol, y genere para sí misma nutrientes que favorezcan su crecimiento, y a la vez proporcione oxígeno a otros seres vivos. Pero para lograr que esto se lleve a cabo, es necesaria la intervención de las distintas partes que lo componen, y que cumplen un papel esencial en cada fase:

  • Membrana externa: esta es la membrana exterior del cloroplasto, y a través de ella circulan distintas sustancias esenciales para este orgánulo, las cuales pueden entrar a través de poros que se encuentran en toda la superficie, transformándola en una capa permeable.
  • Membrana interna: a diferencia de la membrana anterior, esta se caracteriza por ser semipermeable, solo dejando pasar ciertas sustancias mediante las proteínas de traspaso. En ella se contiene el estroma y el resto de las estructuras que componen el cloroplasto.
  • Estroma: es una sustancia espesa en la cual se mantiene la membrana tilacoidal y las tilacoides. Los procesos de la fase oscura de la fotosíntesis se llevan a cabo en este fluido.

Mitocondrias y cloroplastos

  • Membrana tilacoidal: es una membrana de la cual se originan las tilacoides, permitiendo la interconexión entre unas y otras. Al contener pigmentos fotosintéticos, se considera esencial en la fase luminosa.
  • Tilacoides: son vesículas aplanadas, que se van colocando una encima de otra, formando columnas. En ellas se llevan a cabo reacciones químicas, producto de la absorción de la luz solar.
  • Grana: son las tilacoides apiladas en grupo, en las cuales se almacena la clorofila contribuyendo a la absorción de la luz solar.
  • Lumen: fluido espeso que se encuentra dentro de las tilacoides. A el llegarán los electrones provenientes del estroma.
  • Clorofila: es el pigmento de color verdoso que se almacena en las granas. Esta sustancia permitirá que la planta sea capaz de absorber la energía de la luz del sol para poder realizar la fotosíntesis.

Partes de una mitocondria

La mitocondria se puede encontrar en un gran número de células, tanto de origen vegetal como de origen animal. Se trata de un orgánulo, que por lo general tiene forma ovalada y alargada, a través de la cual se produce la respiración celular, proceso que permitirá generar energía que será utilizada por la célula. Esta se estructura de la siguiente manera:

  • Membrana externa: se trata de una capa permeable, que permite el paso de sustancias gracias a ciertos canales que se ubican a lo largo y anchos de la superficie de esta estructura. También dentro de esta ocurre la activación de ácidos grasos por acción de ciertas enzimas.
  • Espacio intermembranoso: se trata de un fluido que se encuentra entre ambas membranas de la mitocondria. Dentro de su composición, se puede encontrar la carnitina, molécula encargada del transporte de ácidos grasos que serán llevados a la matriz mitocondrial para ser oxidados.

Mitocondrias y cloroplastos

  • Membrana interna: es una membrana impermeable, que necesita de la acción de proteínas transportadoras para poder traspasar algunas sustancias. A través de ella, se forman unos pliegues, que se conocen bajo el nombre de crestas, los cuales contienen enzimas que influyen dentro del proceso de respiración celular.
  • Matriz: es un líquido gelatinoso, en el cual se almacenan diferentes sustancias, destacándose las enzimas, ATP, el ADN y ARN mitocondrial, así como los ribosomas, y otras moléculas que reaccionan y son necesarias en la respiración celular. En ella se encuentra todo el material genético implicado en la síntesis de proteínas.

Funciones de mitocondrias y cloroplastos

Al tratarse de orgánulos como las mitocondrias y cloroplastos que están presentes en distintas células, su función ha sido especializada. En el caso de las mitocondrias, se encargan de producir energía química que será utilizada por la célula para cumplir los procesos metabólicos dentro de los organismos. Es mediante la síntesis de energía química, que dará como resultado la producción de ATP. Además, muchas estructuras que la componen sirven de almacén de iones de calcio y proteínas, manteniendo sus niveles de concentración estables. También se ha comprobado que están implicadas en el proceso apoptosis, definiendo el momento adecuado para producirse la muerte celular.

Mitocondrias y cloroplastos

En cambio, los cloroplastos están directamente relacionados con el proceso de la fotosíntesis, siendo los encargados de absorber la luz del sol a través de la clorofila, para ser posteriormente transformada en energía química, de esta manera podrán producir compuestos orgánicos que serán de provecho para la planta.

Además, a través de este mismo proceso, es posible la liberación de oxígeno al ambiente, siendo utilizado por otros seres vivos. Dado a ello, se podría decir que las funciones de las mitocondrias y cloroplastos, son realmente vitales para las plantas y los seres que habitamos el planeta Tierra.